El impuesto sobre las estancias en establecimientos turísticos graba la singular capacidad económica de las personas físicas que se pone de manifiesto con la estancia en los establecimientos sujetos al impuesto. El impuesto también pretendre internalizar las posibles externalidades que el turismo puede causar en las zonas de alta concentración turística.

Los ingresos provenientes de este impuesto restan afectados a la dotación del Fondo para el fomento del turismo para atender las finalidades que se determinan.

 

Atención: el próximo plazo para la presentación e ingreso de la autoliquidación es del 1 y el 20 de octubre de 2017, que corresponde al periodo abril a septiembre (por lo tanto, este año no hay autoliquidación del 1 al 20 de julio). Ya está disponible el nuevo programa de ajuda.